Aunque la ministra de Gobierno, María Paula Romo, encabece la terna para la elección del sucesor del renunciante Vicepresidente de la República, Otto Sonnenholzner y además sea la cara visible del Gobierno para la relación entre el Ejecutivo y el Legislativo, la propuesta de su nombre genera duras resistencias en los bloques que la tarde de hoy deberán pronunciarse para elegir al segundo mandatario del país.

El presidente de la Asamblea Nacional, César Litardo, convocó para las 17:40 de este viernes a los 137 miembros del Legislativo para la elección de la terna para la sucesión, enviada por el presidente Lenín Moreno y que está integrada a más de Romo, por el Secretario de Gabinete, Juan Sebastián Roldán, y la Directora del Sistema Nacional Aduanero, María Alejandra Muñoz Seminario.

Litardo adelantó su apoyo a Romo y el de 38 asambleísta del bloque oficialista Alianza País, pero otros sectores como el Partido Social Cristiano-Madera de Guerrero (PSC-MG) y los del bloque correísta, le han negado su voto por anticipado.

Cristina Reyes, asambleísta por el Partido Social Cristiano-Madera de Guerrero, ha realizado su público rechazo al nombramiento de Romo. “Para que no quede duda, solo los asambleístas del reparto le darán el voto para la vicepresidencia” comentó en sus redes sociales.

El correísta Ronny Aleaga incluso llegó a señalar que la presión de los últimos días sobre el asambleísta de la Bancada de Integración Nacional (Badi), Eliseo Azuero, “se interpreta como una forma de decirles a sus legisladores (aliados) que, si no votan por María Paula Romo para la Vicepresidencia, todos terminarán como él”.

La Asamblea deberá elegir al nuevo Vicepresidente con el voto afirmativo de 70 legisladores, es decir con la mayoría de sus integrantes. Para el efecto, un legislador mocionará ante el Pleno el nombre de un candidato de la terna para posteriormente consignar su voto.

La designación se desarrollará conforme lo establecido en el artículo 150 de la Constitución de la República y la autoridad elegida ejercerá sus funciones por el tiempo que falte para completar el período presidencial, es decir hasta mayo de 2021.

Si la Asamblea no se pronuncia durante plazo de treinta días posteriores a recibida la propuesta por parte del Ejecutivo, la Constitución, establece que se entenderá elegida la primera persona que conforme la terna.

Redacción Infórmateypunto

Foto: Archivos del Ministerio de Gobierno