Con el fin de conocer el modelo de gestión y la situación de la niñez en condición de abandono, como parte de las funciones delegadas en el eje Social y en el marco del Círculo Juntando Vidas, la Vicepresidenta María Alejandra Muñoz, visitó la casa de acogida “Casita de Mis Sueños”, en Machala, donde se encuentran 24 niños de 1 a 11 años y en donde 10 tutoras entregan su trabajo por el bienestar de ellos.

Según detalló la vicepresidenta María Alejandra Muñoz, en el país hay 92 casas de acogida y se está trabajando en dos prioridades: lograr que tengan completos sus equipos y que, quienes se encuentran en estos lugares, estén cedulados para así facilitar los procesos de reinserción como prioridad o adopción, y garantizar el goce pleno de sus derechos.

Debido a que se trata de un proceso que involucra a varios actores, se busca sensibilizar a la ciudadanía y a los jueces sobre la relevancia de su labor, para ello, se está promoviendo el apoyo de la cooperación internacional, academia, sociedad civil y otras instituciones estatales. “Nosotros tenemos la obligación de garantizarles a los niños una familia, esa es una deuda y nuestra obligación. Por ello, tenemos que apoyarlos y darles las herramientas para lograrlo”, señaló la Vicepresidenta.

En el Ecuador hay 2.576 niños, niñas y adolescentes que viven en casas de acogida. El 67% supera los 10 años. Durante la agenda cumplida, y con el objetivo de impulsar los liderazgos juveniles como actores clave de la transformación, la importancia del servicio y de la necesidad de aligerar juntos la carga de los que más lo necesitan, la vicepresidenta María Alejandra Muñoz formó parte de un encuentro con estudiantes de la provincia que se llevó a cabo en la Unidad Educativa “Santa María”.

En su intervención expresó que “en todos los espacios donde estemos podemos servir al país. Me interesa mucho que los jóvenes comprendan la relevancia de ser líderes y referentes a través de la excelencia. Los sueños y la vocación empiezan aquí y tenemos que decidir de qué lado de la historia queremos estar, si queremos ser parte de la solución”, agregó. Uno de los participantes,

Roque Orellana, aseguró que esta charla “me ha permitido abrir mi mente hacia un punto de vista diferente, que cada una de nuestras acciones puede impactar favorablemente al país por el que debemos luchar y cada cosa que hagamos la realicemos con excelencia”. Para Emilia Palacios, de 17 años, encontrarse con la Vicepresidenta fue una experiencia inspiradora.

“Nos abrió la mente sobre qué queremos hacer nosotros, cómo cada persona desde su rol en la sociedad puede ayudar a mejorar nuestro país y el mundo entero. Somos nosotros quienes podemos hacer un cambio grande desde nuestra posición en la sociedad; en nosotros empieza todo para poner el ejemplo o un granito de arena en las siguientes generaciones que vienen detrás”.

“Lo que buscamos para los niños, niñas y adolescentes es que sean felices y que tengan todas las herramientas para acceder a oportunidades. La alimentación en los primeros años de vida se vuelve fundamental para alcanzar ese objetivo. Si todos queremos para nuestros niños, niñas y adolescentes lo mejor, enfoquémonos en alimentación y en darles un entorno seguro y libre de violencia” fue el mensaje de la vicepresidenta de la República, María Alejandra Muñoz, durante las actividades que cumplió, este viernes 4 de septiembre de 2020, en Machala,  provincia de El Oro, como parte del enfoque Círculo Hambre Cero y Círculo Juntando Vidas.

En la mañana, la vicepresidenta María Alejandra Muñoz, junto a la ministra de Educación Monserrat Creamer, acudió a la Unidad Educativa 9 de Mayo y mantuvo un diálogo con los padres de familia sobre nutrición, educación y no violencia. Se entregaron raciones alimenticias como parte del Programa de Alimentación Escolar que lleva adelante el Gobierno Nacional, una prioridad en el marco del enfoque del Círculo Hambre Cero para garantizar una correcta nutrición y la seguridad alimentaria.

La vicepresidenta María Alejandra Muñoz participó, además, en el Gabinete Ampliado que fue liderado por el presidente Lenín Moreno y en el que estuvieron presentes varios ministros y secretarios de Estado. Se analizaron los avances del trabajo llevado a cabo por las diferentes entidades gubernamentales en los temas de salud, alimentación, empleo, cuidado de la dolarización y las perspectivas de la nación para continuar enfrentando la pandemia. (I)