Los taxistas, agremiados en la Cooperativa de Transporte en Taxis de Pichincha, realizarán una caravana, en doble vía, que se movilizarán a lo largo de la ciudad de Quito, desde el puente de Guajaló, al sur, hasta el intercambiador de Carapungo, al norte y viceversa.

El presidente de la organización, Carlos Brunis, informó a InfórmateyPunto que la acción forma parte de las medidas progresivas que irán adoptando para exigir a las autoridades el congelamiento y la focalización del precio de los combustibles, ser tomados en cuenta para el plan de vacunación prioritaria contra el Covid-19 y la reestructuración de deudas que los transportistas mantienen con instituciones financieras.

Brunis pide que el Gobierno atienda estas “justas peticiones”, considerando que somos un sector estratégico y de primera línea”. Según señaló durante la pandemia “son cientos” los transportistas que han fallecido por la pandemia.

Insistió además en la grave crisis económica que viven los taxistas por el incremento mensual del valor de los combustibles que ya no les da rentabilidad en el servicio que prestan.

Según informó, una vez terminada las caravanas, los taxistas retomarán el servicio con normalidad.